Skip to content

Vacaciones…

… por fin, no había tenido tantas desde que acabé la carrera. Casi un mes lejos de Internet, eso sí que es una experiencia nueva. No llevaré libros conmigo, quiero descansar la vista (en el paisaje). Durante estas semanas la Cigarra Petarda se queda a cargo de la bitácora, la diversión está garantizada : o )

Antes de irme, voy a reproducir un fragmento de los textos privados de Katherine Mansfield que me recuerda a aquel cuento de Clarín, El dúo de la tos. Dos enfermos, en habitaciones distintas, se escuchan toser mutuamente y surge una sutil, pero auténtica, poderosa comunicación entre ellos. No sé si será algo habitual en los hospitales, o para quienes viven solos, se suele decir que ciertas enfermedades agudizan los sentidos. Parece uno de esos momentos en los que la vida adquiere la calidad de poesía:

… Mi vecino de habitación tiene la misma queja. Cuando por la noche me despierto, lo oigo darse vueltas. Y entonces tose. Sigue en silencio y toso yo. Y él vuelve a toser. Y así sigue largo rato. Hasta que me da la sensación de que somos como dos gallos llamándose uno al otro en un falso amanecer…

Nos vemos!!!

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.