Skip to content

Mi primer bikini

…la letra temblorosa y vieja de la guardería,
los vestidos color rosa empolvados en el armario,
tu cuna desnuda, y tú dentro, desnudo,
el llanto de mamá, la leche amarga,
la patada en el vientre de seis meses,
papá y mamá desgajándose por dentro,
crecidos sobre ellos, no por ti.

Al comienzo de Mi primer bikini, Elena Medel nombra a las poetisas confesionales, Sylvia Plath y Anne Sexton. A mí sus poemas me recuerdan a Sylvia y a Anne, solo que sin dramas. Y, tal vez porque he leído el poemario en un momento de mucha actividad mental, al cerrar el libro me he descubierto recopilando su léxico: novillos, lápices, arcoiris, piscinas, pecas, recreo, muñeca, mapa… No es el único, pero el vocabulario escolar recorre todo el libro. Por ambientación y por lenguaje, con un libro así se podría iniciar a niños y adolescentes en la poesía, mucho más que con Machado y Juan Ramón.

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.